Paso de Los Andes 1497 - Mendoza 54 261 4250833 54 261 4250833 info@gerontogeriatria.org

LA INCIDENCIA DE LA FRACTURA DE CADERA ALCANZA LOS SIETE CASOS POR CADA MIL PERSONAS MAYORES DE 65 AÑOS


La incidencia de la fractura de cadera se sitúa en siete casos por cada 1.000 habitantes mayores de 65 años en España. De hecho, un 50% de mujeres y un 20% de hombres mayores de 50 años sufrirán alguna fractura. Y teniendo en cuenta que una de las enfermedades asociadas al envejecimiento, representa un problema de gran magnitud e importancia creciente, tal y como se expuso en el 41º Congreso de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI).

La osteoporosis, que afecta a tres millones de personas en España, es un trastorno generalizado del esqueleto muy prevalente en el cual existe una alteración de la resistencia ósea que predispone a la persona a un mayor riesgo de fracturas, especialmente en cadera, columna y muñecas. Afecta tanto a mujeres como a hombres y sus principales complicaciones, son la fractura vertebral (la más frecuente) y la fractura de cadera (la más grave).

La osteoporosis afecta a tres millones de personas en España y sus principales complicaciones, son la fractura vertebral y la fractura de cadera, la más grave
La incidencia de la fractura de cadera «requiere siempre de hospitalización y cirugía y, en fase aguda, tiene una mortalidad del 8% en España», tal y como señaló el Dr. Óscar Torregrosa Suau, coordinador del Grupo de Trabajo de Osteoporosis de la SEMI, durante su intervención en la mesa «Nuevas Dianas Terapéuticas en osteoporosis y Vitamina D», celebrada en el 41º Congreso de la SEMI.

Aunque los varones están menos expuestos a ella, si padecen esta patología lo hacen generalmente de forma más grave. En ellos es esencial identificar la posible causa de la enfermedad, que puede deberse a factores como la enfermedad hepática, hipercalciuria o hipogonadismo.

El estudio de factores genéticos es esencial para obtener un mayor conocimiento sobre la osteoporosis, ya que la masa ósea de una persona está determinada en un 90% por cuestiones genéticas. La osteoporosis, al igual que las enfermedades cardiovasculares, es una enfermedad silenciosa que se manifiestan solo cuando aparecen las complicaciones. Se sabe que la relación entre ambas patologías es bidireccional, ya que la calcificación de los huesos puede contribuir también a la calcificación de los vasos sanguíneos, y la presencia de factores de riesgo vascular incrementan la probabilidad de padecer una osteoporosis.

La fragilidad ósea es un gran reto para los sistemas sanitarios

Debido a la fragilidad ósea, se espera que en los países desarrollados un 50% de las mujeres y un 20% de los hombres mayores de 50 años sufrirán en su vida alguna fractura. Esto supone un gran reto para los sistemas sanitarios, incluido el español, tanto desde una perspectiva económica como clínica. De hecho, debido a su prevalencia e implicaciones sociales y para la salud, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha definido a la osteoporosis como uno de los principales problemas de salud en los países de Occidente, incluyendo acciones específicas, tanto de atención primaria como secundaria, para disminuir sus alarmantes cifras. Los principales factores de riesgo en osteoporosis son: la edad, la falta de estrógenos, algunas enfermedades y sus tratamientos.

El Registro OSTEOMED analiza el perfil del paciente con osteoporosis
En el campo de la osteoporosis convergen diversas especialidades, entre las que ocupa un lugar destacado Medicina Interna. El internista es uno de los médicos más cualificados para el diagnóstico y el tratamiento de la osteoporosis, por su visión integral del paciente. Por estas razones, y fundamentalmente para mejorar el conocimiento de la osteoporosis y de las características de los pacientes con esta enfermedad que atienden los servicios de Medicina Interna en España, en el año 2011 se creó, dentro del Grupo de Trabajo de Osteoporosis (GTO), y bajo el amparo de la Sociedad Española de Medicina Interna, el Registro OSTEOMED (Osteoporosis en Medicina Interna). Se analizan los motivos de consulta, los valores densitométricos, la presencia de comorbilidades, el tratamiento prescrito y otros factores relacionados con el estilo de vida.

 
El artículo «Perfil de los pacientes que acuden al médico internista para valoración de osteoporosis: registro OSTEOMED», publicado en Revista Clínica Española (RCE), una publicación científica de SEMI, ha evaluado a 2.024 pacientes con osteoporosis (89,87% mujeres, 10,13% hombres) del Registro OSTEOMED. La edad media de los pacientes fue de 64,1 ±12,1 años (mujeres, 64,7 ±11,5 años; hombres, 61,2 ±14,2 años). No hubo diferencia entre sexos en la historia de caídas recientes (9,1-6,7%), mientras que sí se apreció en la ingesta diaria de calcio de lácteos (553,8 ±332,6mg en mujeres vs. 450,2 ±303,3mg en hombres) y en causas secundarias de osteoporosis (13% de hombres vs. 6,5% de mujeres).

En la muestra se observaron un total de 404 fracturas (20%), destacando el número de fracturas vertebrales confirmadas (17,2%, 35,6% en hombres vs. 15,2% de las mujeres; p <0,001). Una gran parte de los pacientes no recibía el tratamiento indicado y presentaba bajos niveles de actividad física y exposición solar. Un porcentaje importante de pacientes presentó comorbilidades asociadas, siendo las más frecuentes la hipertensión (32%) y la dislipidemia (28%).